033_ocupación actual del mercado tirso de molina
068_arquitecturas mínimas

Paseo Bandera
Calle Bandera, entre Compañía y Avenida Libertador Bernardo O’Higgins
Estudio Victoria. Dasic Fernández, Esteban Barrera y Juan Carlos López
2017

Antes de reabrir la Calle Bandera al tránsito, cerrada desde 2013 por la construcción del Metro, la Municipalidad de Santiago propuso un proyecto, dirigido por Estudio Victoria, para peatonalizarla de manera temporal. La intervención, concebida desde el urbanismo táctico, permitió actuar de manera rápida en el espacio público, transformando de manera radical su uso y percepción con elementos temporales y económicos, eliminando las restricciones y limitaciones propias de la planificación tradicional. Desde este enfoque, el paseo Bandera expresa una particular tensión entre la aparente permanencia de las determinaciones espaciales y las formas de uso de la ciudad planificada tradicionalmente, mostrando cómo desde lo intempestivo puede dotarse de nuevos sentidos a lo urbano a partir de acciones proyectuales fragilísimas.

En el caso del Paseo Bandera, la estrategia principal es una delgada capa de pintura en el suelo de la calzada aplicada con diseños geométricos de gran colorido y en patrones de inspiración psicodélica, y el añadido de otros mobiliarios y elementos urbanos que van variando por tramos, inspirándose en temas asociados a la conectividad, la sustentabilidad y lo patrimonial. A esto se añaden otros elementos de mobiliario y ambientación  efímeros, con la idea de reconvertir una calle tradicional en una calle peatonal bajo la idea de preservar el valor público del casco histórico. El resultado es la sustitución de la experiencia asociada al transporte y el movimiento instrumentales, por una experiencia dirigida a lo perceptual y lo lúdico, sensible a las diferencias que encuentra en un lugar que normalmente se percibe homogéneo y sin interés. La enorme aceptación de la obra por parte del público, que la usa y defiende,  ha hecho que se reflexione sobre la necesidad o conveniencia de su permanencia, y de cómo la fragilidad de lo tan solo aplicado superficialmente, puede fundar bases para una implementación permanente.